Este es un documento de trabajo sobre la moderación de las asambleas; echadle un vistacillo trabajemos en el y cuando tengamos algo bien elaborado lo enviamos a la asamblea a ver si la hacemos un poco más eficiente!

Un saludo!

Protocolo de moderación de las asambleas de ‘Podemos Getafe’

El presente documento surge con la intención de procurar que las asambleas de ‘Podemos Getafe’ sean lo más efectivas posible, ya que en la actualidad nos reunimos no menos de 50 personas cada vez y resulta difícil el que todas y todos participemos.
Por tanto la intención no es coartar la libertad de expresión de nadie ni restringir el acceso a las asambleas, sino procurar que todos los asistentes tengamos la posibilidad de expresarnos y se puedan llevar a cabo las decisiones oportunas para poder avanzar en la labor del Círculo.
Las propuestas que se hacen son dotar a la asamblea de una estructura general y designar las tareas necesarias en ellas.
ESTRUCTURA
1) Exposición inicial: ya que cada día somos más personas las que asistimos, con diferentes grados de implicación y conocimiento sobre la actividad de Podemos Getafe, se dedicarán los primeros 5 o 10 minutos de cada asamblea a un monólogo por un miembro que lleve algún tiempo colaborando con‘Podemos Getafe’ donde se presentará a los asistentes y expondrá a grandes rasgos la actividad pasada, presente y futura que se viene realizando.

Con ello se permite que los nuevos asistentes a las asambleas tengan unas mínimas nociones del Círculo y que se pueda seguir la asamblea sin tener que repetir cada poco tiempo las mismas ideas. Aparte se hará un recordatorio de que quien desee más información se quede a las post-asambleas o busque en la página del Círculo información sobre el mismo.

Quien quiera encargarse de esta tarea se ofrecerá voluntaria al inicio de cada asamblea y, de ser necesario, se designará mediante votación.

2) Discusión de los asuntos del orden del día: el orden del día debe reflejar el esqueleto principal de los puntos que se van a discutir en la asamblea, por lo que con toda seguridad será lo que más tiempo lleve.

Tras la exposición inicial se estimará el tiempo a dedicar a cada punto sobre los que debatir durante la misma para tener una referencia sobre cuándo cortar las intervenciones sobre un asunto y pasar al siguiente para que todos puedan ser debatidos.

3) Tiempo abierto: si sobra tiempo al final de cada asamblea se establecerá un periodo abierto donde tratar temas que se salgan fuera del orden del día o se revisen o amplíen aquellos que se hayan tratado.

4) Establecimiento del orden del día y fecha de la siguiente asamblea: al final de la asamblea se tratarán estos puntos.

TAREAS

1) Levantar el acta:de forma voluntaria o mediante sorteo se asignará al comienzo de cada asamblea la tarea de tomar notas para elaborar el acta de la asamblea a uno de los participantes para ponerla a disposición de todo aquel que desee verla en la página web de ‘Podemos Getafe’https://podemosgetafe.wordpress.com/

2) Moderación: la persona encargada de moderar tiene que saber que recae sobre ella la tarea central a la hora de que la asamblea sea un elemento funcional a la par que el centro de las discusiones y los intercambios de opiniones de las y los participantes.
Elegida de la misma forma que quien se encargue de levantar el acta, tendrá varias tareas:

· Encargarse de dar paso a los temas a tratar en cada momento de la asamblea: para guardar cierta coherencia en la asamblea y tener una estructura adecuada el moderador será el encargado de abrir y cerrar los temas a tratar en la asamblea.

Ésta es una tarea delicada que requiere de la comprensión de los asistentes a la asamblea, ya que deben tratarse todos los temas del orden del día y no se pueden eternizar las intervenciones en uno sólo de ellos. Se puede solucionar proponiendo una asamblea temática si hay mucha gente interesada en cierto punto o redactar un pequeño texto con la opinión personal y que se publique en la web u otro medio digital y que se debata fuera de la asamblea.

· Asignar los turnos de palabra: es clave que se tome nota de la solicitud de turno de palabra de los asistentes para que todos y todas podamos tener la oportunidad de expresarnos en los asuntos a tratar y compartir, apoyar y/o rebatir las ideas expuestas por el resto de participantes.

Los turnos de palabra estarán limitados a dos minutos mientras se estén tratando los temas que trae el orden del día.
Desarrollando esto simplemente se pretende que se traten los temas que requieran la aprobación de los miembros de la asamblea y no se divague sobre temas de los que, a buen seguro se pueden hablar durante horas, pero que no permiten llevar a cabo las tareas programadas en el tiempo limitado del que se dispone en las asambleas. Así mismo también se previene que se monopolice la discusión en torno a ciertos participantes que se explayen en demasía.

Se consideran dos minutos como tiempo suficiente para poder exponer una idea u opinión incluso con un contexto previo o enlazando con ideas anteriores o proponiendo temas nuevos; por lo tanto se ruega a los participantes que desarrollen la capacidad de síntesis adecuada para no extenderse y ocupar el tiempo del resto de participantes.

Será tarea dela moderación avisar 30 segundos antes de concluir cada turno de palabra al interlocutor para que pueda llegar a una conclusión.

Si alguien desea seguir con la exposición de lo que está exponiendo deberá solicitar un nuevo turno de palabra y volver a esperar su turno.

Durante los periodos de tiempo abierto habrá mayor flexibilidad en cuanto a la duración de los turnos de palabra ya que las tareas que necesitan intervención necesaria en la asamblea ya han concluido, aun así se pide a los participantes que piensen en que los demás tienen también aportaciones que hacer que son tan válidas y necesarias como las propias.

· Dirigir los turnos a los temas a tratar: la moderación se encargará de emplazar los puntos a tratar que no correspondan al tema sobre el que se debata en ese instante a su debido tiempo (cuando llegue el momento de hablar sobre el asunto que pretende la persona o una vez que hayan concluido los puntos del orden del día) o de encargar a la persona que las propuestas que vaya a hacer las trate directamente con la comisión adecuada a fin de proseguir con la asamblea.

Al igual que en apartados anteriores se ruega la comprensión de los asistentes si su turno de palabra es redirigido a los cauces adecuados.

Otra forma de agilizar el proceso de debate es que quien asista a las asambleas “haga los deberes”, que sean leídos los documentos remitidos al correo electrónico, que estén en la página web y que se consulte el orden del día previamente a ir a la asamblea; así cada cual podrá hacerse una idea de lo que va a votar, las ideas que considera clave compartir y así procurar que todo sea más dinámico.
Por último declarar que estas páginas no están repletas de axiomas ni fórmulas inamovibles; deberá aprobarse en asamblea para entrar a funcionar en las mismas, estar disponible en la página web del Círculo y aceptar los cambios que se crean oportunos en cuanto a añadir, quitar o modificar cualquiera de los apartados, ya que debe reflejar el espíritu de horizontalidad y revisión continua de Podemos.